lunes, 15 de septiembre de 2014

Duro Felguera, circunstancias contradictorias

Hoy creo que es buen momento para repasar todo lo que está ocurriendo alrededor de Duro Felguera, que tengo en cartera desde 2008. Ejemplo de reinvención, la empresa asturiana salió de una situación muy complicada y se convirtió en una multinacional de éxito dedicada a la ingeniería de centrales de ciclo combinado y otro tipo de instalaciones energéticas.

Después de varios años de crecimiento y buenos márgenes cuyo año culminante fue probablemente 2012, se han ido sucediendo varios acontecimientos negativos que han enturbiado su trayectoria:
  • El ritmo de adjudicaciones ha ido bajando, y de hecho, la comparación con Técnicas Reunidas, el referente más cercano en la bolsa española, es demoledor.
  • Los márgenes de los últimos contratos y de las propuestas en las que están trabajando es inferior a causa de la irrupción en su segmento de empresas asiáticas (sobre todo coreanas) 
  • DF ha diversificado su negocio comprando dos empresas, Núcleo y Epicom, conocidas por su productos de seguridad para el Ministerio de Defensa y otros organismos públicos. Por el momento, estas incorporaciones aportan muy poco al beneficio.
  • En 2013 la compañía sufrió movimientos accionariales, encabezados por la salida poco amistosa de uno sus mayores y tradicionales accionistas, TSK, que además es ahora competencia directa en algunos proyectos. 
  • Como consecuencia de estos movimientos Duro Felguera lanzó una OPA por el 10% de sus acciones, que aún mantiene, y del que no se han explicado planes (amortización, nuevo socio,...) 

Panorama complicado que se ha visto reflejado en las recomendaciones de los analistas, que prevén bajadas del ebitda y beneficio para los próximos años. De hecho la cotización ha perdido los 4 euros recientemente cuando en 2013 sobrepasaba los 5.

Hasta aquí todo parece diáfano, una empresa que ha vivido unos años de esplendor y que ahora se estanca y empieza a pasar dificultades.

Lo enigmático diría yo son los movimientos que por otra parte está realizando Duro Felguera:
  • En estos momentos su sede principal, ubicada en el Parque Tecnológico de Gijón, está siendo ampliada. Fuentes de la compañía aseguran que tras la remodelación va a tener una capacidad para 700 empleados, en comparación con los 400 actuales.
  • Pero la cosa no queda ahí. Recientemente DF ha adquirido un edificio en Madrid. Allí se concentrará la sede comercial actual en la capital y el personal de Núcleo y Epicom. Lo curioso es que el edificio cuenta con unos 15.000 metros cuadrados. Fuentes cercanas a la compañía asturiana aseguran que todo este personal apenas cubrirá una pequeña parte del edificio comprado.

Por tanto, perspectivas negativas y en paralelo ampliación de instalaciones tanto en Gijón como Madrid. La misma directiva que ha guiado a DF con éxito puede haber “perdido la cabeza” y empezado a trazar planes “a lo grande” sin sentido, o por el contrario tiene una estrategia que todavía no es pública para crecer orgánicamente o mediante más compras, y así recuperar su buena trayectoria.

Lo que no hay duda es que el panorama se presenta apasionante. Tanto que si los planes de crecimiento tienen fundamento, podríamos estar ante una gran oportunidad de inversión. Mientras, mantengo una exposición mínima ya que las incertidumbres son muchas.